Aguántate de la brocha, que me llevo la escalera.

Leyendo Diario de Cuba me entero de una noticia, al parecer nueva, que a mí, sin embargo, me suena muy vieja y familiar.
No obstante, debo decir que los genízaros de la dictadura castrista, a pesar de que conocemos no dejan de practicar la “religión” ni por un momento, siguen asombrándome con los teques con los que se nos aparecen, cuando uno pensaba que ya lo había visto y escuchado todo, y se te apean con algunos cuentos de ficción mejores que cualquiera de los escritos por Isaac Asimov.

Resulta que, por enésima vez, Labana incumplirá su plan de “crecimiento” del PIB para el cierre de año, que ya se había rebajado al 1%, según el ministro de comercio exterior, Rodrigo Marmierca, durante la inauguración de la harto cacareada y siempre “famosa” feria internacional de Labana. Y, ¿adivinen qué? Pues todo eso debido a “dificultades financieras coyunturales”, algo que cualquiera pensaría es algo “nuevo” para la castrocracia y su cancerígeno sistema sucial (o social, que al final es lo mismo, o casi), pero que ha sido el pan nuestro de cada día cada vez que se quedan sin padrino a quien ordeñar hasta dejarlo desbancado, en cueros y con las manos en los bolsillos.

“Cuba atraviesa limitaciones financieras coyunturales. Esto ha afectado el ritmo de crecimiento del PIB en el primer semestre, que ha sido menor de lo esperado. Y esas limitaciones comprometen las proyecciones para el cierre del año”, señaló el ministro en la apertura de la mayor bolsa comercial del Caribe, reporta EFE.

No sé a ustedes, pero a mí me ha dado tremenda risa el uso de la palabrita “coyunturales”. Coño, que poco innovadores son, chico.
Ahora, esta es la parte chistosa de la cita: “Según el ministro, esta situación se debe al “endurecimiento del bloqueo” de Estados Unidos a la Isla y su carácter “extraterritorial” que dificulta hacer negocios con empresas de terceros países; así como a la crisis económica global.”
Coño, pero no me jodas, chico. Resulta que ahora, después que el guarachero de la Casa Blanca se las pone más fácil que nunca, y que no sé cuántos miles y miles de turistas más les están entrando, además de la gusanera miamensis, cargados de dólares y pacotilla hasta el cuello, entonces se debe a que el embargo (perdón a los kamaradas, ustedes le llaman bloqueo) se ha “endurecido” y por eso los pobrecitos tienen las arcas vacías.

¿A dónde entonces irá a parar tanto que le roban a los cubanos de adentro, con los precios leoninos de todo lo que tienen que adquirir en dólares, y las cantidades exorbitantes con que extorsionan a los “libertos” que vuelven al redil, a pagar porque les concedan el favor de poder visitar a sus seres queridos?

Bueno, es evidente que la cagazón venezolana los tiene con el agua al cuello, pero de eso, al parecer, como que no quieren hablar. Y es aquí donde la historia se repite, una vez como tragedia, y la otra como comedia, o tragedia otra vez, porque no es juego lo que les espera a los siervos del barracón castrista. Y es que en ninguna mente normal cabría pensar que chocarían con la misma piedra una y otra vez, aunque hay que reconocer que otra cosa no se puede esperar de un régimen que lo único que produce son discursos y promesas de un futuro mejor; ese que “ya” se divisa, allá en el horizonte, pero que como el horizonte mismo, cuanto más se le acercan, más se les aleja.

Alguien con un sentido mínimo de la realidad, se hubiese preparado, de verdad, y no haciendo cuentos, para eliminar la dependencia de otros compinches políticos, mientras siguen encontrando idiotas que siempre aparecen y se comen el cuento eterno de un sistema “superior” para sacarles hasta los intestinos por la boca y luego dejarlos en la tea, seducidos y abandonados.
Es harto conocido que hay dos cosas en las relaciones con Cuba que son un Armagedón. Uno era (¿es?) el famoso “Abrazo de la Muerte” del cagandante, que padecieron muchos de aquellos dictadores y compinches que se acercaron al tipo buscando un benefactor, consejero, o cómplice, y que al poco tiempo partieron hacia la eternidad. La otra, que no es un secreto para nadie, es que el sistema castrista arruina a todo el que intente mantenerlos a flote. Los tovarichi rusos probaron esa parte del chocolate cubano, pero al parecer no aprendieron mucho de la lección, porque ahora están regresando a por más. El loco venezolano primero, y ahora el burro sucesor, también cayeron en la trampa, y ahora el cuadrúpedo ex-guaguero anda con la soga al cuello.

Dice “Masmierda”, hijo de aquel otro que no hizo más que lo mismo que su apellido, que necesitan una inversión adicional de 2500 millones de dólares al año para “respaldar” las mal llamadas reformas; y ya salió la noticia de que van a comenzar dos obras en la famosa área del Mariel. Dos obritas después de no se sabe cuánto tiempo de planificación, estudios de esto, de aquello, de lo otro y de lo que no se sabe.

El ministro declaró que a pesar de la cagástrofe (bueno, fue en otras palabras, pero al final esa es la traducción más cercana a la realidad), el gobierno reafirma su “voluntad” de “cumplir sus obligaciones de pago con acreedores” y señaló que ha mantenido sus compromisos de reordenamiento de la deuda tras el acuerdo logrado en diciembre de 2015 con los 15 países prestamistas del Club de París. Sí, al parecer pagaron los primeros 40 millones de la deuda, después de treinta (?) años, pero según se supo hace unos días, para eso han tenido que dejar de pagar otras cosas, y entre ellas, a los suministradores de materias primas para las medicinas (que ya de por sí no se pueden encontrar muy fácilmente), y enseguida se ha acentuado la falta, según algunos comentarios por la web.

Claro, ya sabemos que todo se va a “resolver” con la nueva feria de Labana (FIHAV), que comienza el 4 de noviembre, y que según el personaje, debe seguir jugando un “importante papel” para potenciar el bla, bla, bla, bla,…… y bla.

Bueno, pues yo me atrevo a pronosticar que el año que viene, volveremos a leer la misma noticia de la debacle, con matices más, matices menos, pero en esencia, la misma MasMierda de todos estos años, tal como el apellido del ministro.

Así que para los cubanos de la ínsula solo podemos dar un consejo, ya viejo, tanto como el desastre castrista y las promesas vacías.
Compatriotas, aprieten el culeco y sigan dándole a los pedales.

Anuncios

32 comentarios sobre “Aguántate de la brocha, que me llevo la escalera.

  1. Bueno, y para añadir más agua al café, ya hoy he visto la noticia de que “el gobierno roboilusionario” le ha denegado la inversion a los dos “famosos” empresarios yumas que intentaban montar una fabriquita de tractors en el Mariel.
    Ya los tipos tenían la aprobación del gobierno norteamericano, y solamente faltaba el visto bueno de Labana, pero acaban de tirarles un cubo de agua fría.
    Pero claro, es obvio que a la castrocracia no les importa si se produce mucho o poco en la agricultura cubana, porque a ellos nunca les falta nada. El “pueblo”, ese que no se cansa de vitorearlos y los ha mantenido en el poder absoluto por más de medio siglo, y hasta culpado al embargo por la falta de yuca, boniato y chicarrones, pues que se joda, que coma piedras cuando no tenga comida suficiente, y si se acaban las piedras, pues a tomarse una tisana de hojas de naranja, que al menos les calienta el estómago.

  2. Reinaldo,

    No se que decir amigo mio sobre el tema. A mi me ha dado tremenda risa la forma en que has redactado el post, una forma “graciosa” de describir el desatre caribeño del Cagandante. Así como esta él, que apenas puede sostenerse y hablar, esta su revolución.

    Me acabo de enterar por ti que le denegaron la fabriquita a los americanos, seguramente argumentaron que la fábrica la querían para venderles tractor a los campesinos y no al gobierno revolucionario.

    Ná que pa el gobierno es mejor seguir comprando la comida en el exterior con el dinerito que le mandamos a la familia y así tener la finca controlada a través del hambre.

  3. Sería bueno saber cuáles fueron los motivos por los que el gobierno rrrrrevolucionario le denegó la petición a los tractoristas americanos. 😜

  4. Vice, supongo que como el embargo todavía existe la empresa americana fue autorizada a vender tractor directamente a los campesinos, o sea, posiblemente se le prohibió a los americanos vender al gobierno cubano porque la Ley así lo establece.

    Y como el gobierno cubano ya ha quitado todo el marabú de los campos y las empresas estatales agrícolas funcionan de maravillas les molestó que los tractores no fueran para ellos, vamos que tienen que seguir arando con bueyes y eso es un trabajo duro hermano.

    Ná, que todos sabemos que el tirano todo lo quiere controlar y si el campesino puede comprar un tractor tiene que ser él quien lo venda 4 o 5 veces por encima de su precio de costo. Por ahí andan los truenos.

  5. Casi estoy seguro que es algo de eso, Ernestico. Nosotros que conocemos el paño sabemos MUY bien de la pata que cojean esos señores.
    En fin, que con bloqueo o sin bloqueo no hay vida pal cubanito de a pie.
    Saludos.

  6. http://www.diariodecuba.com/cuba/1478000410_26402.html

    Vice, bien sabemos que el castrato no se siente obligado a dar razones. Según comentarios que leí, les dijeron que no estaban interesados en desarrollar ese tipo de empresas en el Mariel, porque lo que quieren es tecnología “avanzada” (¿Qué tan avanzada será la tecnología vietnamita para producir papel sanitario? Porque creo que una de las plantas iba de eso – a no ser que eso lo hayan cambiado,). Para mi la pregunta es: Si es beneficioso para la agricultura y no lo quieres hacer en en Mariel ¿Por qué no montar la plantica en Guamuta?
    ¿O será que tienen miedo a que con un tractorcito los guajiros se modernicen, aprendan a razonar un poquito mejor y se den cuenta de que para pagar el tractor tienen que exigir al gobierno precios adecuados a sus productos?

  7. Así que lo que quieren es tecnología de avanzada. 😂
    Parece que el campo cubano está tan desarrollado que un tractor de esos le haría mucho daño. Jaja
    Saludos, Rei.

  8. Por estas mismas cosas es que yo digo que me resulta tonto mantener el embargo. Pero bueno, eso parece no ser muy entendido por estos lares.

  9. Tomado de diario de Cuba.

    Castrismo: más rasgos fascistas que nunca.

    La política del presidente Barack Obama de hacerles concesiones unilaterales a los Castro los ha envalentonado de tal manera que la dictadura cubana se parece ya más a los regímenes fascistas del siglo pasado que a cualquier otra cosa imaginada por Marx, Lenin, Mao, o el Che Guevara.

    Lejos de estar derivando hacia un modelo más abierto económicamente y menos brutal con su pueblo, que se suponía era el objetivo del acercamiento norteamericano, el régimen se está convirtiendo en un modelo social basado en la propiedad corporativa de las fuerzas armadas y en la represión rampante. Tal protagonismo militar directo y desmesurado en la economía es un claro rasgo fascista.

    La economía cubana está dejando atrás aceleradamente el andamiaje marxista-leninista instalado por el Che Guevara en los años 60, por encargo de Fidel, basado en un plan central trazado en la JUCEPLAN, que debía ser ejecutado por la burocracia civil de las llamadas “empresas consolidadas”, a cargo de las fábricas, el comercio, el transporte y los servicios.

    Aquellas entidades estatales estaban sujetas a un estricto presupuesto, convoyado por la “emulación socialista”, los estímulos morales (banderitas y gallardetes colectivos), y el trabajo voluntario para forjar el “hombre nuevo”.

    Ya no hay “consolidados” civiles. Hoy más del 80% de la planta industrial, del comercio y de los servicios de la nación es, de hecho, propiedad directa de las fuerzas armadas, que ya controlan el total de los ingresos en divisas, y el turismo del país.

    Las empresas guevarista-estalinistas van siendo sustituidas por grandes corporaciones, grupos empresariales y compañías controladas por las fuerzas armadas, algunas asociadas con inversionistas extranjeros, y a cargo de generales y coroneles u oficiales retirados del MININT.

    El general Castro, en sus breves y muy escasos discursos, no menciona a Marx o Lenin, ni teoriza sobre las musarañas de un “futuro luminoso”, como hacía su hermano. Prefiere cosas más mundanas. Se dedica a afianzar el control de la economía por parte de su familia y de las fuerzas armadas.

    Todas las empresas en poder de los militares operan bajo leyes y métodos de gestión capitalista, pero para beneficio de ellos mismos y de la elite dirigente del país, y no del pueblo cubano, y ni siquiera del Estado, pues no rinden cuentas al Gobierno. Eso facilita disponer de millonarias cuentas en bancos suizos y hacer inversiones en Occidente, incluso en EEUU, lo cual es más práctico que filosofar o hablar de Lenin.

    Mientras tanto, como dijo recientemente el diario The Washington Post, la política de Obama hacia la Isla consiste en decirle a Raúl Castro que haga lo que venga en ganas, pues “ningún nivel de represión podrá descarrilar” el acercamiento a La Habana.

    El modelo raulista, aún empotrado en los restos de un estatismo estalinista resquebrajado y con un Partido Comunista en el que ya nadie cree, es estrictamente militar y con ribetes fascistas. Se viste de civil para venderse como inocente Caperucita y no como Lobo.

    Los Castro detestan oír hablar siquiera de “empoderar” a los cuentapropistas. Esos son peligrosos competidores que obstaculizan los planes de monopolizar todo lo que puedan de los distintos sectores de la economía nacional. Generales, coroneles, comandantes y sus familiares quieren ser ellos solos quienes se enriquezcan en grande al hacer negocios de tipo capitalista, por ahora con cualquier comerciante, turista o inversionista extranjero, y luego con los norteamericanos cuando se levante el embargo.

    No al desarrollo de negocios privados

    Una evidencia de militarización económica es la decisión del Gobierno de suspender la entrega de licencias para abrir nuevos paladares en La Habana, y arreciar los controles que padecen sus propietarios. Ello se debe, pretextos aparte, a que los restaurantes y cafeterías privados constituyen la actividad privada más exitosa que hay en el país actualmente.

    El turismo se incrementa constantemente, y los Castro perciben que si dejan crecer al sector gastronómico privado luego será muy difícil competir con él. Consideran que un “exceso” de restaurantes privados es una amenaza para sus planes de controlar el muy dinámico sector gastronómico.

    Claro, el Estado ya no tiene cómo sustituir a los paladares. Prohibir su proliferación afectará la oferta gastronómica al turismo, que crece ahora muy rápidamente. Eso es cierto, pero la ambición y el deseo de controlarlo todo de los Castro es irracional. No solo no quieren más restaurantes privados exitosos, sino impedir que se desarrolle en grande cualquiera otra actividad privada en la Isla. Y punto.

    La represión política en la Isla es otro rasgo fascista más nítido que antes. El general Castro no pronuncia discursos narcisistas inacabables, pero sí sigue la táctica que aprendió Fidel en sus estudios de Hitler, Mussolini y Primo de Rivera cuando era estudiante de bachillerato en el Colegio de Belén: alimentar el odio de las “masas” contra un supuesto enemigo.

    Odiar a un enemigo imaginario

    Como ya a estas alturas nadie en la Isla cree en Marx, Lenin y el comunismo, el dictador acude a una palanca casi infalible para movilizar a las “masas”: el rechazo al “imperialismo yanqui”, que ahora el régimen asegura cambió de estrategias para minar la revolución desde dentro. Esto explica el actual frenesí de propaganda política y patriótica, no visto desde que el general Castro asumió como nuevo faraón en jefe.

    En la Alemania y la Italia de los años 30 sus gobiernos fascistas sembraban en la población el odio a un enemigo imaginario interno o externo, para exacerbar el nacionalismo y el patriotismo. Para ello era esencial la desinformación, la propaganda más delirante y la represión política. El Estado paternalista intervenía en todos los aspectos de la vida del individuo, al que liberaba así de su “miedo a la libertad”, al decir del psicólogo alemán Erich Fromm. No había derechos individuales.

    En Cuba, el PCC (para eso sí sirve) acaba de lanzar estridentes campañas propagandísticas de loas a la “Patria socialista” y de ataques contra el “imperio”. Una de ellas, la “Jornada de debate por el deber patrio y antimperialista”, se prolongará hasta el 15 de marzo de 2017 y tuvo como ejercicio preparatorio una audiencia en la Asamblea Nacional denominada “El pueblo de Cuba contra el bloqueo”.

    Paralelamente fueron movilizados miles de jóvenes en todas las universidades del país en una campaña llamada “Avispero contra el bloqueo”. Y la obediente Unión Nacional de Escritores y Artistas (UNEAC) dijo que EEUU impulsa una “guerra cultural” contra Cuba. En tanto, el primer vicepresidente del Gobierno, Miguel Díaz-Canel llamó a los estudiantes cubanos a saber enfrentar “los desafíos que supone la avalancha mediática del imperio”.

    En fin, la Administración Obama no acaba de entender que no importa lo que le conceda a La Habana, el castrismo jamás va a normalizar las relaciones con EEUU y nunca será aliado de Washington. Siempre va estar alineado con los enemigos de EEUU: Rusia, China, Irán, Venezuela, Corea del Norte, Siria y todo el polo geopolítico que se opone a la más antigua democracia del planeta.

    Con la actual política, que al parecer será la misma de Hillary Clinton si llega a la Casa Blanca, EEUU fortalece políticamente al régimen cubano y perpetúa la falta de libertades. Ese será el verdadero legado de Obama. Sí, reanudó las relaciones diplomáticas con Cuba y convirtió en un colador al embargo comercial y económico a la Isla. Pero al precio de coadyuvar a un traspaso más cómodo del poder de los vetustos “héroes” de la Sierra Maestra a la familia de los Castro y el generalato más joven, sin avance alguno en las libertades para los cubanos.

    Irónicamente, Obama pasará a la historia como el presidente norteamericano que contribuyó a que la dictadura castrista adquiriese rasgos militares más nítidamente fascistas que nunca

  10. Mi opinion. Todo eso es buena noticia y no mala noticia. De nuevo le doy gracias a Obama.

  11. Evelio, si quitar o mantener el embargo NO resuelve el problema de lo cubanos, da igual que lo dejen o lo quiten.
    No veo, y es mi opinión muy personal, razón alguna para abogar por una cosa o la otra. Del lado de acá tal vez las consideraciones sean otras (hablo de USA), pero a tu primo o mi tía en Cuba ni una cosa ni la otra cambiará sus vidas.
    En otras palabras: gasto de tiempo y energías por parte nuestra intentando razonar la conveniencia o no conveniencia del mantenimiento o suspensión de un embargo que ya casi no lo es. Y repito: sin resultado positivo para tu primo o mi tía dentro de Cuba.
    Personalmente creo que si la cosa va a seguir igual para los cubanitos de a pie y solo se benefician de ciertas aperturas los bonzos partidistas y los generalotes, pues que dejen el embargo pal carajo. Punto.
    No veo cómo apoyar la política respecto a Cuba de un presidente americano que solo sabe hacer concesiones a una dictadura a la que lo único que le falta es reirse de él de manera pública, porque en privado deben estar haciéndolo desde hace rato.
    Saludos.

  12. El problema es que tu crees que son conseciones y yo creo lo contrario. Y por cierto por las señales dadad parece que la dictadura coincide conmigo en eso.

  13. Solo aquel que de verdad se creyo el cuento de que, desde el fondo de sus corazones los dictadores estan enfrentados al imperio brutal y cruel puede pensar que la dictadura hoy se esta riendo de su enemigo.

    En mi opinion, hasta el dia de hoy, USA, siendo enemigo de la dictadura ha sido, aun queriendo lo contrario, su mejor y mas util aliado. Obama ha sido el primero que ha virado esa tortilla convirtiendose en realidad en un enemigo de la dictadura.

    Aquel que crea que el conflicto entre Cuba y USA es real y no es otra cosa que un paraban esta, en mi opinion, en un error. El embargo y el conflicto con USA le ha traido mas ganancia a la dictadura que perdidas economicas, incluso aunque les haya traido muchas perdidads economicas.

    Por eso hay que eliminar el embargo, y hay que eliminarlo ahora, precisamente porque es ahora que no se va a beneficiar el cubano de a pie si lo eliminan, y la dictadura se vera mas obligada a, como dice el articulo que traje, ser mas fascista. Si señores, yo estoy cansado de que aparezcan gonzales desde cataluña, aun siendo anticastristas, diciendo que nuestra dictadura no es tal cosa porque en las de verdad corre la sangre. Sonara muy malo lo que digo, pero sigo considerando que al castrismo se le puede tumbar, que no es lo mismo que “se va a caer”, el verbo es otro, tumbar. Y tumbarlo es desde adentro, no desde afuera. No hay un solo comunista de la plebe hoy que crea que el embargo tiene gran responsabilidad en su mal vivir, si sabemos que eso no es cierto, por que lo mantenemos.

    La otra razon para eliminar el embargo hoy es que el embargo se va a eliminar, asi de simple, cuando el relevo haga aperturas economicas se va a eliminar, no habra quien pare eso. Y ahi si la gente vera que mejorara la cosa, con economia, mal momento, ahi si Cuba se convertira en una China eterna. Le habremos dado la razon.

    Desde aqui afuera nos resulta placentero ver al regimen llorar por el embargo, y como buenos anticastristas lo disfrutamos, pero en realidad no estan llorando, estan ejecutando su libreto. Si de verdad lloraran, si de verdad estuviesen tan desesperados por la plata que el embargo les quita, abrieran mas rapido y con menos trabas a los inversionistas.. no es el embargo lo que les preocupa.

    Yo no entiendo como pueden no darse cuenta de esto.

  14. Por ejemplo alguien le puso un dedito para arriba al comentario del Vice. No tengo problemas con los deditos, pero me imagino que la frase que mas le gusto del comment del Vice fue:

    “Personalmente creo que si la cosa va a seguir igual para los cubanitos de a pie y solo se benefician de ciertas aperturas los bonzos partidistas y los generalotes, pues que dejen el embargo pal carajo. Punto.”

    Asi, duro coño, seguro penso el que puso el dedo. La verdad es que esa frase a mis ojos es bastante … castrista por llamarla de alguna manera.

    Que perjuicio hoy enfrentan los generalotes debido al embargo? Ninguno, si el hijo de un mayimbe grande andaba en yate caro por turquia pagandole habitaciones a sus amigotes. Si el hijo del difunto Che, tiene una compañia de viajes en moto, esa gente vive como le da la gana y hace lo que le da la gana, ergo, no tiene sentido decir que quitando el embargo estaran mejor. Que no vaya a beneficiarse el cubano de a pie? Bueno el cubano de a pie tendra un respiro que quizas no sea perceptible, pero seguiran igual de jodido porque no es el embargo quien los jode, eso de que el embargo es quien lo jode lo dice el castrismo, de ahi entonces mi calificacion a la frase.

    El embargo es el AS del castrismo, el que le da votos a favor en la ONU, para luego llenar por semanas sus periodicos triunfalistas. Y no les daña? Pues quitenlo y san se acabo.

  15. Corrijo parrafo

    No hay un solo comunista de la plebe hoy que NO crea que el embargo tiene gran responsabilidad en su mal vivir, si sabemos que eso no es cierto, por que lo mantenemos.

    Le agregue un NO en mayuscula.

  16. Porque no existe un beneficio real para quitarlo, se necesita al menos una apertura economica de libre mercado para justificar el levantamiento del embargo, lo que los comunistas de la plebe crean a mi me importa un rabano, porque van a seguir siendo comunistas e hijoeputa con o sin embargo.

  17. Ahi discrepamos Dante. Yo no creo q los comunistas de la plebe sean hijos de puta ni que sean incapaces de cambiar de bando.

    Y por cierto cuando Cuba se abra al libre mercado, que se va a abrir con el relevo, y sin derechos para la gente yo me opondre a que se elimine el embargo (aunque ahi sera ya inevitable). Ahora con Raul ahi es que quiero q se elimine.

  18. Si el relevo llega al poder con embargo la revolucion sera eterna. El embargo hay que quitarlo con la vieja guardia en el caballo todavia.

  19. Yo me opongo con o sin relevo al mando, hasta que no vea un beneficio real, de que la revololucion sea eterna que ya lo es actualmente, es irrelevante, lo que va a suceder va a suceder, con relevo o sin el, pensar que se va a caer el regimen ahora sin el embargo es una ilusion de fantasia, al igual que pensar que se caera despues del relevo, yo no pienso ya en la caida del regimen ahora o despues, yo pienso en que reciban un beneficio en el pueblo, lo demas que suceda cuando suceda.

  20. Reinaldo, saludos, hablas en tu escrito de los teques que hoy en día siguen saliendo en la prensa cubana. Pero bueno, tu eres de mi quinta (por la edad, mas o menos) y debes reconocer que algunos cambios se notan en los discursos.

    Antes, en nuestros años mozos, el PIB y demás indicadores económicos eran”fantasias y engaños” del imperialismo para engañar a sus ciudadanos. En Cuba se calculaban de otra forma y tambien se mencionaban de otra manera. Eran los planes quinquenales y se medían los cumplimientos y sobre cumplimientos…. se hablaba de la solidaridad del Campo socialista, del CAME, de la unión eterna de los países socialistas, de la URSS, de la deuda injusta e impagable, ………., el discurso era distinto y más pesado, aunque igualmente engañoso.

    En ese entonces lo importante era el cosmonauta cubano, la vaca Ubre Blanca, los planes de producción de leche, carne, huevos…. De eso se hablaba, nunca de las “limitaciones financieras” del país. Algo hemos ganado, creo yo.

    En cualquier caso, creo que si ellos lo escriben es porque saben que hay muchos “carneros” que lo leerán y se lo creerán. Y a estas alturas del juego, leer o creer en eso que escriben, para cualquier cubano debería ser un delito…. Hoy en día, creer en cualquier cosa que diga el sistema, aunque sea verdad, debería ser penado… Los que se lo creen ya no es por falta de información como podía ocurrir antes, ahora el país está abierto a que entren y salgan cada día miles de ciudadanos y sólo sus maletas llenas debería ser prueba suficiente. Los que se lo creen es porque quieren creerlo y contra eso no hay remedio..

    La población cubana actual en su inmensa mayoría está enferma de tanta mentira y de tantas frustraciones y su respuesta es la desidia, la falsedad, la holgazanería, la falta de valores, de decencia, de humanidad, de respeto. Y todo esto y más, en especial en personas menores de 60 años, o sea, no es sólo la juventud, son varias generaciones. Es una población de mierda que se ha convertido en eso, en mierda, por el efecto largo y dañino de la dictadura.

    A veces siento pena por el pueblo cubano de la isla por el gobierno que tiene que soportar ….. y a veces siento pena por la dictadura cubana por el pueblo que tiene que gobernar….. parecen hechos el uno para el otro, son mutuos complementos, se necesitan y se quieren… Allí todo está perdido, digan lo que digan los discursos oficiales.

  21. González, el comentario también lo tuve que sacar del spam. No sé qué ocurre. Pero tú tranquilo. Sólo tienes que decirlo y listo. De todas formas revisa por tu lado.
    Saludos.

  22. Gracias Vice…. Respecto al artículo de “Diario de Cuba” que han pegado es más de lo mismo. Esta gente que escribe son más pesados que los que escriben en Granma. Los del Granma hasta dan risa, pero los de Diario dan pena….. Se ve que es un grupo de antiguos comunistas del PCC o UJC, que se metieron a “disidentes por internet” y que ahora, con el golpe de Obama se han quedado sin espacio, sin público…. Todos escriben igual y siempre sobre la misma bobería…. Dicen que “ahora hay más rasgos fascistas que nunca!!!”….

    Y hasta se alarman que los militares y gentes afines al gobierno y a los gobernantes se estén adueñándose de todas las empresas y haciéndose ricos capitalistas…. ¿Acaso no saben estos bobos de la yuca que eso siempre ha pasado, también en los viejos países comunistas de Europa?

    ¿Acaso no se alegran que esté surgiendo una clase rica, dueñas de fábricas y tierras, terratenientes y futuros banqueros?…. ¿Acaso no se alegran que estén cambiando sus viejos uniformes verde oliva por trajes y corbatas? …… ¿O quien creerían estos señores que iba a ser la futura burguesía cubana?

    Estos de Diarios de Cuba si se examinan de tontos, suspenden por tontos.
    ,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,

  23. LA HABANA, Cuba.- El martes, 8 de noviembre de 2016, cuando los electores estadounidenses acudan a las urnas para decidir quién gobernará en su país durante el siguiente cuatrienio, estarán marcando también en sus boletas, sin proponérselo, el rumbo de la política doméstica de la muy “soberana e independiente” Isla de Cuba, y en buena medida los destinos de millones de cubanos.

    Enemigo entrañable del castrismo, meta soñada de la indetenible marea de migrantes isleños, obstinada esperanza de los que aspiran a cambios profundos dentro de Cuba, Estados Unidos ha sido una presencia permanente en el imaginario colectivo cubano, proyectando sobre éste un controversial efecto de luz y sombra, premio y castigo, realidad y quimera.

    Tan importante es el pulso del poderoso vecino del Norte para la dictadura castrista y para todos los cubanos aquende y allende la Isla, que sigue pautando hasta hoy las piruetas de la cúpula verde olivo y las expectativas de los (des)gobernados. De hecho, los poderes políticos de EE.UU. controlan algunos de los pilares esenciales que sustentan la política cubana, a saber, el Embargo (“criminal bloqueo”), las Leyes Helms-Burton y Torricelli, las de Ajuste cubano y ‘pies secos, pies mojados’, y la “ocupación ilegal” de la Base Naval de Guantánamo.

    Tal influjo se ha reforzado tras el restablecimiento de relaciones entre los gobiernos de Cuba y EE.UU. y el inicio de un proceso de diálogos secretos que, pese a no arrojar hasta el momento ningún resultado tangible para los cubanos comunes, ha logrado descolocar el discurso del castrismo, acentuando el cisma entre éste y la población de la Isla, la cual ha acabado centrando sus mejores expectativas en las acciones favorables que pueda tomar la Casa Blanca.

    En tal contexto, no es de extrañar que la actual carrera por la presidencia en EE.UU. haya acaparado mayor atención que la habitual por parte de los cubanos. El próximo presidente no solo tendrá en sus manos el futuro avance o no de los diálogos Cuba-EE.UU. y podrá influir en mayor o menor medida en las decisiones del Legislativo, sino que además su período de gobierno (2017-2021) coincidirá con una peculiar coyuntura: el anunciado traspaso de poder en Cuba, cuando la llamada “generación histórica”, tras casi seis décadas de dictadura, dará paso a la sucesión, presumiblemente en la figura de un heredero de la misma casta o de un sucedáneo de probada fidelidad a ésta.

    Una sucesión forzosa, atendiendo al reloj biológico y a la decrepitud de los señores del Poder cubano, que se verificaría en medio de un adverso escenario regional para el castrismo, cuyos principales aliados políticos de la izquierda más rabiosa han retrocedido tras sufrir golpes demoledores, y su socio-benefactor, el gobierno venezolano, probablemente habrá sucumbido para entonces a la profunda crisis socioeconómica y política que ha provocado el chavismo en esa nación.

    En contraste con la relevancia de EE.UU. para Cuba y a despecho de los desproporcionados escarceos mediáticos de castristas y anticastristas, la Isla y sus destinos no constituyen una prioridad para la complicada agenda política de la primera potencia mundial. Nos guste o no, el protagonismo estadounidense demanda de sus líderes mucho más tiempo, inteligencia y esfuerzos en torno a verdaderos conflictos globales que las discretas ganancias –más simbólicas que económicas– de una eventual reconciliación con el gobierno cubano.

    Por su parte, los medios que han abordado el tema Cuba-EE.UU. de cara a las elecciones del 8 de noviembre han estado presentando a la demócrata Hillary Clinton y al republicano Donald Trump como las opciones absolutamente antagónicas que definirían la continuidad o no del controvertido proceso de diálogo para la “normalización de las relaciones”, iniciado por el mandatario saliente, Barack Obama, después del 17 de diciembre de 2014.

    Pese a la desinformación habitual de la sociedad cubana y a los análisis sesgados que suelen presentar los medios de prensa oficiales, la percepción más extendida entre los isleños es que un eventual triunfo republicano llevaría a un inmediato reforzamiento de las barricadas ideológicas del castrismo y un retorno a la confrontación política en ambas orillas –algo que no desea la mayoría de la población de la Isla–, además del peligro de que se reviertan las órdenes ejecutivas de Barack Obama tendientes a la flexibilización del Embargo.

    El propio Trump, en una reciente presentación televisada que pudieron ver miles de habaneros gracias a la señal de las antenas ilegales que proliferan por toda la capital, criticó la política de Obama y aseguró que, de ganar las elecciones, buscaría presionar al gobierno cubano a través de “un acuerdo verdaderamente bueno”, lo cual implica que condicionaría el levantamiento del Embargo a pasos de avance en materia de derechos humanos y libertades políticas y religiosas en Cuba, entre otras exigencias.

    No obstante, hasta el momento el mayor riesgo que representa para los cubanos el controvertido candidato republicano es la virulencia de sus discursos, su lenguaje ofensivo y su habitual falta de compostura y moderación, cuestión esta que proveería al discurso castrista de un inagotable arsenal ideológico. Pero en realidad Trump no ha manifestado intenciones de romper las relaciones diplomáticas recién restablecidas, ni de interrumpir el proceso de diálogo entre las partes, por lo que resulta apresurado vaticinar con mayor exactitud cuál sería su política hacia Cuba. De hecho, en la actualidad el rechazo al Embargo y la opción del diálogo no constituyen posiciones exclusivamente demócratas, sino que cuentan incluso con el apoyo de varios congresistas republicanos.

    Por su parte, la demócrata Clinton goza de la aprobación de los cubanos comunes, quienes ven en ella una posición moderada que daría continuidad a la política de deshielo y acercamiento, avanzaría en el diálogo entre los gobiernos y presionaría al Congreso para lograr el levantamiento del Embargo.

    Otra cuestión, mucho más incierta, sería adelantar cuál de los dos candidatos resulta más conveniente al Palacio de la Revolución. Si fuéramos a juzgar por el discurso oficial, y particularmente por su insistente condena al Embargo, cabría suponer que la candidata ideal del castrismo sería Hillary Clinton. Pero quizás esta sea una apreciación apresurada y engañosa, tomando en cuenta la evidente inseguridad y los retrocesos que muestra el régimen a medida que el gobierno estadounidense flexibiliza el Embargo. No obstante, si bien el tono oficial se ha estado blindando, a contrapelo del restablecimiento de relaciones, en los hechos ha perdido su fundamento.

    En realidad, han sido siempre las posiciones beligerantes y duras del ala extrema republicana las que tradicionalmente han favorecido el endurecimiento del discurso castrista, ofreciéndole mejores pretextos para el atrincheramiento nacionalista y justificación para el fracaso del “socialismo” cubano.

    No resulta, entonces, muy descabellado considerar que el candidato republicano y sus exabruptos radicales resulten mucho más convenientes a los Castro que un proceso de acercamiento que no les ha otorgado los beneficios que esperaban.

    En todo caso, es de suponer que el candidato ganador mantenga el canal de comunicación propiciado por la administración Obama y concebido en función del mejor interés de su país y de sus electores. Obama marcó la pauta, lo más difícil será aprovechar las circunstancias. Con seguridad, la actual administración habrá considerado que era el momento oportuno para plantar un legado político que probablemente prevalecerá a pesar de los Castro, y mucho después de ellos. Una política cuyo éxito es cuestión del tiempo, de la habilidad y de la inteligencia que sea capaz de desplegar el próximo Presidente estadounidense, no importa si será un demócrata o un republicano.

  24. Del comentario de Vice

    “En realidad, han sido siempre las posiciones beligerantes y duras del ala extrema republicana las que tradicionalmente han favorecido el endurecimiento del discurso castrista, ofreciéndole mejores pretextos para el atrincheramiento nacionalista y justificación para el fracaso del “socialismo” cubano.

    No resulta, entonces, muy descabellado considerar que el candidato republicano y sus exabruptos radicales resulten mucho más convenientes a los Castro que un proceso de acercamiento que no les ha otorgado los beneficios que esperaban.”

    Totalmente de acuerdo, creo que en La Habana estan bajando todos los santos para que gane Trump la presidencia.

  25. NOVIEMBRE 8, 2016 4:58 PM
    En la piñata cubana, los militares se llevan los hoteles cinco estrellas

    Un joven cubano prueba la tecnología de realidad virtual de la empresa surcoreana Samsung. Un grupo de jóvenes se retira del pabellón de la empresa coreana Samsung. Un carro tirado por caballo recorre las calles de la ciudad de Cienfuegos, en septiembre. Un hombre intenta contener a la multitud que quiere pasar a obtener muestras gratuitas en la FIHAV 2016. Los asistentes a la Feria Internacional de La Habana (FIHAV 2016) esperan a que les lancen confituras desde la segunda planta. Un joven cubano prueba la tecnología de realidad virtual de la empresa surcoreana Samsung. Un grupo de jóvenes se retira del pabellón de la empresa coreana Samsung.

    Es de dominio público el control que ejercen los militares cubanos sobre un sector tan clave como el turismo. Sin embargo, la reciente Feria Internacional de La Habana (FIHAV 2016) dejó al descubierto que las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR) no se conforman con un pedazo del pastel, sino que se lo quieren llevar entero.

    Solo en los contratos de administración y comercialización hotelera, de las 80 propuestas que Cuba presentó la pasada semana, como parte de la Cartera de oportunidades para la inversión extranjera, 41 pertenecían al grupo Gaviota S.A, propiedad de las FAR. Pero no solo en número los militares toman la mayor parte del mercado, sino también en calidad: 37 de las propuestas de Gaviota corresponden a hoteles de 5 estrellas ubicados en las parcelas más codiciadas de la Isla, en medio del mayor boom turístico en décadas.

    LEA EN DETALLE LA CARTERA DE OPORTUNIDADES DE INVERSIÓN EXTRANJERA 2016-2017

    En total, Gaviota, perteneciente al Grupo de Administración Empresarial de las Fuerzas Armadas (GAE), está ofertando 18,768 habitaciones, la mayoría de ellas con calificación de cinco estrellas y cinco estrellas plus, frente a las 5,782 de Gran Caribe y a las 3,838 de Islazul, que dependen del Ministerio del Turismo. Una sola noche en uno de los hoteles cinco estrellas de la cadena Gaviota tiene un precio que oscila entre los 100 y 140 CUC.

    En los últimos dos años la cantidad de habitaciones y hoteles con cinco estrellas que Gaviota arrienda no ha parado de crecer.

    “Estamos asistiendo a una piñata en cámara lenta que la Administración Obama está favoreciendo”, dice Sebastián Arcos, académico del Instituto de Investigaciones Cubanas de la Universidad Internacional de Florida (FIU).

    41 de las 80 propuestas presentadas por Cuba como parte de la Cartera de oportunidades para la inversión extranjera pertenecían al grupo Gaviota S.A, propiedad de las FAR.

    Para Arcos, la Feria de negocios ha dejado claro que el interés del gobierno de Raúl Castro no es resolver la necesidad de crecimiento de la nación, “sino sus propios intereses oligárquicos”.

    “La economía cubana viene militarizándose desde la década de los 1980 y esta feria lo confirma”, agrega.

    La Feria Internacional de La Habana se realiza cada año en el mes de noviembre. Desde 2014 el Gobierno cubano ha estado presentando una cartera de oportunidades para convencer a los inversionistas de hacer negocios con la Isla. Este año las propuestas han estado en el orden de los $9,500 millones.

    La última cartera ofrece 395 proyectos aglutinados en 14 renglones económicos, entre los cuales Cuba prioriza el turismo, la esfera agroalimentaria y la energía. El documento cuenta con 69 iniciativas más en comparación con 2015 y 149 más que en 2014.

    Everleny Pérez, uno de los defensores de las reformas raulistas, expulsado del Centro de Estudios de la Economía Cubana el pasado mes de abril, dice que en el fondo la Feria fue “más de lo mismo”.

    “¿Dónde están los 325 productos cubanos que se exhibieron? ¿Dónde se venden?”, se pregunta el doctor en economía, quien además se cuestiona sobre la capacidad cubana para producir para un importador extranjero, teniendo en cuenta las dificultades para el acceso a materias primas que tiene el mercado cubano.

    Para Pérez, la ausencia de una capacidad de liquidez real por parte de las empresas cubanas dificulta el proceso de negociación. “Los extranjeros exhiben productos, pero los cubanos no tienen liquidez para comprarlos”, comenta.

    UNA SOLA NOCHE EN UNO DE LOS HOTELES CINCO ESTRELLAS DE LA CADENA GAVIOTA TIENE UN PRECIO QUE OSCILA ENTRE LOS 100 Y 140 CUC.

    Las empresas cubanas reciben asignaciones en dólares desde el Gobierno para sus transacciones. Estas no necesariamente corresponden con las ganancias de la empresa y limitan su capacidad de compra.

    La lentitud del proceso

    Otro elemento importante que el economista señala es la cantidad de propuestas que han transitado de un año a otro sin encontrar inversionistas.

    La mediación de las agencias empleadoras, manejadas por el Gobierno, es otro de los frenos, pues por una lado desestimula al inversor, que tiene que pagar un elevado costo por la mano de obra y por otra parte los trabajadores apenas reciben un tercio de lo que los inversionistas pagan por ellos.

    A pesar de los tres años transcurridos desde la aparición de la primera cartera de oportunidades, proyectos como una fábrica de automóviles ligeros en Mariel, que permitiría la fabricación de “un mínimo” de 10,000 equipos, no logra pasar del deseo a la realidad.

    LOS EXTRANJEROS EXHIBEN PRODUCTOS, PERO LOS CUBANOS NO TIENEN LIQUIDEZ PARA COMPRARLOS
    Everleny Pérez, economista cubano

    “Hay varios obstáculos para la inversión en Cuba, uno de ellos lo constituye la lentitud del proceso de negociaciones, que requiere de aprobaciones del Consejo de Ministros o del Consejo de Estado. ¿Cómo es posible que un año después solo se hayan puesto las primeras piedras de dos fábricas en Mariel?”, se pregunta Pérez, en referencia a la inversión de Brascuba, de $100 millones, y a Unilever con una inversión de $35 millones.

    Desde que entró en vigor la Ley de Inversión Extranjera en 2014, Cuba ha aprobado 83 proyectos que rondan los $1,300 millones de dólares, una cifra muy alejada de los $2,500 millones anuales que el país necesita para sacar del coma su economía que este año no llegará ni al 1 por ciento de crecimiento del producto interior bruto.

    HAY VARIOS OBSTÁCULOS PARA LA INVERSIÓN EN CUBA, UNO DE ELLOS LA LENTITUD DEL PROCESO DE NEGOCIACIONES, QUE REQUIERE DE APROBACIONES DEL CONSEJO DE MINISTROS O DEL CONSEJO DE ESTADO
    Everleny Pérez, economista cubano

    En la Zona Especial de Desarrollo Mariel apenas 19 proyectos se encuentran aprobados, de los cuales solo siete están en operaciones y ninguno representa las grandes inversiones que se esperaban.

    Para Everleny Pérez, “el país necesita regresar a la dinámica económica de cambios que supuso la llegada al poder de Raúl Castro”, mientras que para Sebastián Arcos el día de mañana de la economía cubana pasa por la integración con Estados Unidos.

    “Que Cuba esté a menos de una hora de vuelo de Estados Unidos no lo cambia nadie, ni Fidel Castro. En la complementación con ese mercado natural está el futuro de la Isla”, asegura Arcos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s